ÚLTIMA HORA

La Reina Isabel se desespera y pone a todo Buckingham en manos de un espía británico

El "hombre" fuerte de la Monarca va a enderezar el Palacio entero, guste o no.
viernes, 2 de abril de 2021 · 11:50

Algunos gobiernos y Casas Reinantes de Europa tienen "Gabinetes de Crisis", equipos de expertos que les ayudan a manejar situaciones contraproducentes, pero la Reina Isabel solamente necesita a un solo hombre: Andrew Parker, exdirector general del MI5, o lo que se conoce como servicios de Inteligencia del Reino Unido.

Una decisión que sorprendió a muchos según el diario "El País", pero que al mismo tiempo supone la mejor escogencia por parte de la Reina Isabel para ciertos asuntos "incómodos", entendamos así, el sonado "Megxit" y algunos ajustes muy necesarios a lo interno de la Corona.

La Reina Isabel no juega: se buscó al mejor de los refuerzos.

Así lo anunció "Buckingham" recientemente bajo aprobación plena de la Soberana: “La reina ha nombrado a Andrew Parker, barón Parker de Minsmere, como Lord Chambelán para suceder a lord Peel, quien se jubilará el 31 de marzo. Lord Parker asumirá su cargo el 1 de abril de 2021”.

Quien ha fungido como "el mayor responsable de contrainteligencia británico" ahora será el encargado de entre otros temas, de iniciar las investigaciones sobre presuntos hechos de discriminación dentro de "Casa Real",  que hace menos de un mes denunció Meghan Markle y la Reina Isabel se comprometió a ejecutar para llegar al fondo de la situación.

"El hombre fuerte" de la Reina Isabel enderezará los entuertos de Casa Real.

Además de este tema, que de por sí ya es complicado, la Reina Isabel ha dejado en manos de Parker otro encargo mucho más delicado y personal: mirar de cerca el avance de las investigaciones en Estados Unidos sobre el tenebroso caso de Jeffrey Epstein, que vinculan directamente al hijo menor de la Monarca, Andrés y quién ante semejante escándalo debió renunciar casi vida como "royal".

Pero de cara al futuro, Lord Andrew debe gestionar un asunto de extrema importancia para la Monarquía y tiene que ver estrictamente con temas sucesorales. Es incómodo, en Reino Unido nadie quiere pensar en el día en que la Reina Isabel, ya sea por abdicación o por su propio fallecimiento, deje de gobernar pero es un asunto crucial que el nuevo Jefe de la Casa Real británica deberá organizar.

Sir Andrew Parker tiene en sus manos el futuro de la Reina Isabel y su familia.

Ahora, el hombre de confianza de la Reina Isabel se convierte en el funcionario de mayor jerarquía dentro de "Buckingham", gracias a que su despacho es el núcleo ejecutor que garantiza el buen funcionamiento del resto de los departamentos que conforman el entramado organizativo de "Buckingham" y la comunicación con instancias como el Parlamento y dependencias como "Clarence House", base operativa del Principe Carlos.

Pero no todo abarca total seriedad y el ceño fruncido: el Lord Chambelán también organizará todo lo relacionado a los actos oficiales que la Reina Isabel y su familia deban oficiar: esto va desde compromisos de agenda, paseos, vacaciones, traslados, visitas desde y hacia otros países e incluso bodas reales. Sí que será todo un reto para este hombre que pasó de ser el mejor y mayor espía del país a ser el gran controlador de los asuntos de la vida palaciega de los Windsor.