ÚLTIMA HORA

Felipe de Edimburgo es dado de alta en medio del peor varapalo que afronta la Reina Isabel

La Reina Isabel necesitará más que nunca los invaluables consejos del Duque.
martes, 16 de marzo de 2021 · 15:45

Finalmente, una buena noticia aparece para iluminar el taciturno semblante de los Windsor después de una ajetreada y polémica semana. Tras casi un mes de reclusión, tres traslados hospitalarios en su haber y un acostumbrado hermetismo informativo, Felipe de Edimburgo es dado de alta y ya puede regresar al "Palacio de Buckingham" junto a la Reina Isabel y su familia.

La noticia fue dada a tempranas horas de la mañana, hora de Londres: el esposo de la Monarca finalmente dejó el centro de salud "King Eduard VII" en medio de un fuerte operativo de seguridad, que intentó preservar la intimidad del nonagenario con la puesta de varios paneles para impedir el acceso de la prensa y mientras se facilitaban sus condiciones de traslado. Así lo recogió "El País".

Así resultó el abandono de Felipe de Edimburgo del centro de salu "King Eduard VII".

Sin dudas, esta sorpresiva jugada a favor de Felipe de Edimburgo se torna sospechosa de alguna forma. ¿Qué motivos tendría el equipo de seguridad de "Casa Real" para levantar estas improvisadas estructuras alrededor de la salida del Príncipe del hospital? Es posible que se trate de una estrategia que intente oculta algún dejo de agotamiento, imposibilidad de caminar con cierta fluidez, o cualquier detalle a simple vista que permita inferir alguna secuela física producto de su estado de recuperación.

Este sensible contratiempo médico que mantuvo en vilo a la Familia Real, a pesar de que de cara a la prensa y las audiencias se extendió un clima de aparente normalidad, ocurrió de forma paralela a otro varapalo que tuvo que enfrentar la Soberana en ausencia de Felipe de Edimburgo: la asestada mediática, cortesía del Príncipe Harry y Meghan Markle tras su polémica entrevista, que muchos sectores de opinión consideraron como mínimo imprudente e innecesaria.

Felipe de Edimburgo en su salida, siendo trasladado en coche en dirección a Buckingham.

La influencia de Felipe de Edimburgo sobre las decisiones de la Reina Isabel es no menos que crucial ante los momentos de mayor dificultad. El Consorte sin duda alguna, ha sido el mejor y mayor consejero de Isabel en todos sus años de reinado. Su lealtad durante sus 76 años ha sido absoluta, y en medio de las últimas discordias sostenidas con los Duques de Sussex es cuando sus invaluables apreciaciones se han echado de menos.

Al menos, tanto Felipe de Edimburgo al igual que la Soberana están exentos de culpa según lo relatado por Meghan y un segundón Harry, quienes enfatizaron con vehemencia que muchas de las situaciones sufridas dentro del entorno de "Buckingham" ocurrieron a manos de otros miembros del clan, aunque sus nombres no han sido revelados para no causar "más daño".

Se puede apreciar un evidente estado de desmejora en el Duque que podrá ser superada con el pasar de los días.

 

Es posible que si el Duque no está al tanto de la mayor parte de los detalles, podría tener una noción general de lo que ha ocurrido en su ausencia. Interesante sería lograr captar su reacción, dado que según la versión de los Sussex, muchas de las agresiones psicológicas que hubiera sufrido su nieta política, sucedieron bajo su completo desconocimiento.

En un momento dado, es de admitir que desde esta tribuna las sospechas sobre la identidad del integrante que discriminó a Markle y su hijo señalaban directamente a Felipe de Edimburgo, gracias a su muy conocido sentido del humor que rayaba en las peores imprudencias y en muchas ocasiones le trajo problemas.

Otras Noticias