INSÓLITO

El acuerdo millonario que alcanzó Lady Di con su divorcio y dejó sin liquidez al Príncipe Carlos

Para indemnizar a la Princesa, hasta la Reina Isabel tuvo que colaborar.
lunes, 8 de febrero de 2021 · 03:30

En el controversial libro "Adiós, Princesa" de David Rocasolano, un hecho controversial que relató, tuvo que ver con las inauditas 'capitulaciones matrimoniales' que su prima, la entonces periodista Letizia Ortíz debía firmar para desposarse con el Príncipe de Asturias, Felipe. La discusión contó con la participación de otro colega abogado, Jaime del Burgo, quien escandalizado ante semejantes acuerdos casi medievales, lanzó la célebre frase "A ti te tienen que tratar mejor que a Lady Di".

La separación en el año 1992 y posterior divorcio entre Diana de Gales y el Príncipe Carlos en 1996, se dio de forma dolorosa pero sustanciosa en términos legales y una cobertura vitalicia envidiable. Según "Vanitatis", Lady Di se aseguró de protegerse a sí misma y a los suyos en acuerdos que pudieran garantizar una vida acomodada y tranquila por el resto de sus vidas.

Su estancia en Kensington tenía una decoración muy romántica y moderna para la época.

Al menos lo suficiente para dar por zanjadas dichas capitulaciones y disfrutar de sus recién alcanzados beneficios post matrimoniales, pues falleció al año siguiente. Para ese momento, su patrimonio neto era de 20 millones de libras, 30 millones de euros actuales. Pero ¿en qué consistieron todas aquellas concesiones que torcieron el poderoso brazo de la Corona Británica?

Según el abogado que llevó la parte defensora del Príncipe Carlos en el proceso, indemnizar a Lady Di supuso un gran quebradero de cabeza: "la princesa se quedó con cada centavo que tenía. Me pidieron que liquidara todo. A pesar de que gana 12 millones de libras al año con el ducado de Cornualles, no puede vender la propiedad y no tenía suficiente dinero para financiar el divorcio. Tuvo que pedir dinero a su madre para poder hacer frente al pago total". Su amor por Camilla suponemos, valía más que todo aquello.

Lady Di llevaba un estilo de vida con tratamiento real e incluso se le permitió conservar el título "Princesa de Gales"

Por supuesto, que esto collevó luego a un seriado de contemplaciones adicionales: se le permitió quedarse con su departamento del Palacio de Kensington para residenciarse junto con sus hijos, cuando asumiera la custodia compartida de los pequeños Guillermo y Harry, y un salario anual que rondaba cerca del millón de euros.

Vale destacar que todas las joyas adquiridas durante sus años de enlace con el ofuscado heredero, pudo conservarlas. Luego de su trágico final, estas piezas invaluables pasaron a manos de la Reina Isabel II, quien durante los años 2015 y 2016 las cedió en gran parte a Kate Middleton.

Lady Di nunca dejó de lucir como de un millón de dólares, ni siquiera en los momentos más oscuros de su divorcio.

Pero además, la sola imagen de Lady Di constituía una poderosa maquinaria que ella supo utilizar a su favor, en ingresos personales cuantiosos que luego destinaba a las causas benéficas en las cuales participaba. Obviamente su pronta partida, no nos dejó conocer sus planes a futuro para mantener su esplendoroso estilo de vida, quizás en una dirección similar a Harry en el mundo del entretenimiento o en grandes negocios de inversión.

En todo caso, no parecía que Lady Di habría necesitado trabajar para garantizar el engrose de sus cuentas bancarias y dicho sea de paso, mereció cada centavo.  Fue una suma pírrica en comparación con el poderoso alcance monetario de la Corona y despúes de todo, ella le dió al Reino Unido su próximo heredero.