ESCÁNDALO

Lo peor de los discursos de la Reina Isabel, Harry y Meghan, qué dijeron entrelíneas y cómo quedarán

Ni llantos ni "hasta luegos", la Monarca y los Duques de Sussex se pusieron los guantes.
martes, 23 de febrero de 2021 · 14:51

Un proceso doloroso que conlleva al desapego emocional, es el despedirse, sobre todo cuando la separación ocurre de forma forzada o inesperada, pero en el caso de la Reina Isabel y los Duques de Sussex, el Príncipe Harry y Meghan Markle, hubo contienda, sin tristeza ni lástima. Tiempo fue lo que sobró para elaborar sendos discursos en los que el verdadero mensaje se lee entrelineas.

Junto con la revista "Vanity Fair" lo desentrañamos. ¿Por qué los comunicados oficiales de la Reina Isabel y la contraparte están dando tanto de qué hablar? ¿Hay hostilidad en el aire? ¿Qué es lo que hasta ahora ninguno de los involucrados ha querido decirnos?

Los ánimos están caldeados entre la Reina Isabel y los Duques de Sussex.

El malestar entre "Buckingham" y los nuevos "no royals" es imposible de resguardar tras la sana diplomacia y las buenas formas. Quien ha saltado en consternación ha sido el Príncipe Guillermo, primogénito de Lady Di y hermano de Harry, al resaltar dentro del discurso de su confraterno líneas que podrían cerrarle la puerta definitivamente en el camino de la reconciliación.

"Buckingham" publicó el primer comunicado, los Duques de Sussex "no retomarán su condición de miembros oficiales de la familia real" y casi de inmediato, la pareja respondió en consecuencia, aceptando a cabalidad los términos. Entonces ¿qué fue lo que salió mal?

Harry sabe que sus días como abanderado de la Institución Castrense en Reino Unido, han terminado.

Se sabía que una vez efectuada la transición comúnmente conocida como el "Megxit", Harry debía aceptar lo que se venía, sin llantos ni peticiones adicionales, la mayoría de sus patronazgos, honores y nombramientos pasarán a nombre de la Soberana para ser repartidos entre otros miembros de su familia. "La Reina Isabel ha escrito confirmando que, al dejar de trabajar para la Familia Real, no es posible continuar con las responsabilidades y deberes que lleva aparejado una vida dedicada al servicio público".

Para Nicholas Witchell, periodista experto en temas realísticos de la "BBC", esto fue un mensaje que en realidad quiso resaltar lo que sigue: "la verdadera vida dedicada al servicio público, la llevo yo como Monarca, mi esposo con cien años en su haber y la Familia que realmente entiende el peso de llevar la Institución a cuestas y hacer frente a las responsabilidades, gracias pero no gracias".

La Familia Real deberá avanzar sin Harry y Meghan, hay otras prioridades para la Reina Isabel.

Por supuesto, la misiva pareció llegar a destino, de forma clara y contundente. Si la Reina Isabel decidió responder con fuerza, ahora venía el turno de Harry y Meghan.

Si vemos el comportamiento de la pareja en el último año, podremos evidenciar que aún cuando se han mantenido al margen de "Buckingham" y digamos de la Reina Isabel, esto no ha permeado su labor voluntaria, e incluso han reafirmado su compromiso con Reino Unido y el resto de las organizaciones con las cuales se han vinculado. En todo caso, "todos podemos vivir una vida de servicio. El servicio es universal". Eso sería, a juicio del experto, una forma bastante socarrona de decir "no nos digan qué tenemos que hacer, gracias nuevamente".

Quizás, en el futuro puedan recomponerse las relaciones entre la Reina Isabel y los Duques de Sussex.

A todas luces, el malestar se puede sentir desde ambas trincheras y no era en absoluto necesario estar entre los muros del Palacio para entender que los ánimos no están en su mejor momento. Hay animosidad entre los dos clanes como si de un divorcio se tratase. Ambas facciones pierden, porque no podría ser indiferente para la Reina Isabel, aunque la balanza se inclina con el peso muerto para Harry y Meghan, pero sinceramente ¿qué esperaban?

Insistimos, no pueden desprenderse de una institución como la Corona Británica y pretender que no habrán consecuencias. ¿Cómo podrían conservar títulos y honores militares si no ejercerán en el país siquiera? Sin embargo, hasta ahora prevalece el respeto mutuo y eso debería ser suficiente para que al paso del tiempo puedan dirimirse algunas diferencias que en este momento parecen irreconciliables.

Otras Noticias