CONTUNDENTE

La Reina Letizia como eje "feminista": tiemblan los partidos políticos y los grupos que no la apoyan

Para la Soberana, las opiniones adversas no podrían importarle menos.
miércoles, 17 de febrero de 2021 · 13:00

Ni siquiera la más mínima de las victorias puede resultar en un ápice de paz para la Reina Letizia. Hace más de un año recibió un destacado reconocimiento por parte del Observatorio contra la Violencia de Género por su labor activa para luchar contra este flagelo. No habrían pasado ni 24 horas cuando varios grupos se alzaron en contra de esta decisión, considerando que otros exponentes y luchadores sociales, tenían más méritos que la Soberana para merecer algún nombramiento por parte de la institución.

Sin ánimos de desmerecer la lucha de algunos nombres vinculantes a este tema, como el caso de la fiscal Soledad Cazorla, especialista en violencia contra la mujer o la periodista Carme Chaparro, la Reina Letizia llevaría cierta ventaja desde su tribuna, dado el cargo dignatario y la Institución que representa, para poner este tema sobre la mesa entre las fichas del debate y hacerlo trascender en un asunto de índole político, además de lo social como lo dejó claro en este video, cortesía de "El Mundo".

La clave que aporta la Reina Letizia para dar el giro de importancia que esta problemática social merece, según la revista "Vanity Fair" es la visibilidad. El que la Monarca considere como un objetivo a corto y mediano plazo lograr la igualdad de género y deje caer en sus intervenciones públicas algunos vestigios del tema suma puntos a la causa, ya que al tiempo que se levanta a favor de esta discusión, ella misma se convierte en un inesperado referente.

Se ha determinado que en comparación a su antecesora, la Reina Sofía, la Gobernante actual ha tenido mayor presencia a nivel mediático y comunicacional, gracias a sus numerosas apariciones y su nuevo papel preponderante que si bien no busca igualar al de su esposo el Rey Felipe VI, al menos sí se equipara en compromiso y presencia. La palabra de la Reina Letizia se hace valer como nunca, lo que da un nuevo aire al papel acartonado y "de apoyo" conferido tradicionalmente a las Consortes.

La Reina Letizia es una incansable de las luchas sociales.

A la violencia de género debe dársele la importancia que merece si desea atacársele por todos los flancos: de cada tres mujeres, una de ellas sufre maltrato en alguna de sus facetas, desde las más "imperceptibles" hasta las más físicas y visibles, pero ante este problema, hay grupos que señalan el "doble rasero" de la Reina Letizia, al pronunciarse a favor de ciertas causas, cuando la Corona que ella misma representa, confiere al varón derechos sucesorales sobre la mujer.

En todo caso, la Consorte no se amilana y contunúa en el plan de poner sobre la mesa la importancia de esta lucha, aunque voceros de varias organizaciones no validen su aporte. Para la Reina Letizia cada espacio aprovechado por la presencia femenina es digno de celebración y cualquier motivo que amenace con apagar el ímpetu de las mujeres o socave sus intentos por posicionarse y lograr validez, encuentra en ella a su enemiga pública número uno.

Para la Reina Letizia, combatir la violencia de género es de suma importancia para la sociedad en la que vivimos.

Si hay algo que la Gobernante desea dejar en claro, es que a diferencia de otras pares reales, como la Reina Isabel, Kate Middleton, Meghan Markle que anda tan en boga últimamente, o su némesis declarada Charlene de Mónaco, la Reina Letizia desea aprovechar su nivel de influencia más allá de aportar grandes ventas a las casas de moda con cada diseño que luce y brindar su apoyo a causas que realmente necesiten de su imagen.

¿Quién dijo que la Reina Letizia terminará con el problema de porra y plumazo? nadie ha dicho esto en absoluto, pero para ella, esta lacra social está siempre presente en su agenda, en su discurso y sus convicciones, sin necesidad de darle un carácter partidista, pero lo que sí es cierto, es que el hecho de que la Reina Letizia desde su carácter meramente representativo y no constitucional, tenga una voz y tono propios para hablar sobre ello, ya es ganancia.

Otras Noticias