DECEPCIONANTE

Hemos sido engañados: el Palacio de Buckingham no pertenece a la Reina Isabel

Los millones y el poder de la Soberana van en cuenta regresiva.
miércoles, 17 de febrero de 2021 · 10:56

Cuando hablamos de la Reina Isabel, asumimos dos cosas fundamentales: que es la Soberana más lóngeva del mundo y en segundo término que es de las mujeres más pudientes del Reino Unido y el mundo.

Por supuesto, entre su patrimonio se incluye su vasta colección de joyas históricas, una cuenta bancaria de aproximadamente 350 millones de euros, inversiones en varias empresas privadas, varios castillos, casas de campo y por supuesto, el poderoso palacio de Buckingham, sede administrativa del poder monárquico, ¿no?

Pues según lo expuesto por el paleontólogo, escritor y periodista italiano Alberto Angela, presentador del documental "Ulises: El placer de descubrir", este es el mayor mito urbano de la historia, pues en realidad y para sorpresa de todos, la Reina Isabel no es la propietaria de ninguna de las residencias reales que por tantos años le hemos atribuido como propias.

Particularmente, el caso de "Buckingham" es uno de los más desconcertantes, pues a juzgar por la opinión del especialista, acá se cumple a cabalidad aquella frase que reza "no todo lo que brilla es oro" y en esta edición de la serie, se desmitifica por completo la relación casi simbiótica entre la figura de la Reina Isabel y la edificación.

La Reina Isabel no puede tomar decisiones ulteriores sobre el Palacio de Buckingham.

En realidad, en aquellos 77 mil metros cuadrados de extensión que posee esta impresionante instalación, viven alrededor de mil empleados, que diariamente circulan a través de este lugar para hacerlo funcionar de forma adecuada, por lo que la Reina Isabel no tiene arte ni parte en cuanto a la gerencia y administración del legendario Palacio.

¿Qué hay de los temas de privacidad? ¡Ni hablar! La cantidad de personas que circula a diario entre sus amplios corredores es impresionante, y aunque las áreas por las que regularmente circula la Reina Isabel disponen de la presencia de un estricto personal de confianza, son muchos en número, cada uno con funciones establecidas que garantizan el flujo de trabajo necesario en tiempo y forma.

Mantener los espacios de "Buckingham" cuesta mucho dinero, así que se prevé convertirlo en un museo en verano.

Una pregunta frecuente que muchas personas realizan tiene que ver con la fantástica expectativa que supone vivir dentro de un Palacio como éste. Según lo comentado, sus pasillos son casi gélidos y las proporciones descomunales impiden cualquier sensación acogedora y familiar en sus estancias, por lo que quedaría claro que este es un concepto que estaría bastante sobrevalorado, de hecho, Angela encuentra inexplicable como la Reina Isabel ha adecuado su permanencia en este lugar.

Por último, si este castillo no pertenece a la Reina Isabel, ¿a quien entonces? El historiador asegura que las residencias atribuidas como parte del patrimonio de la Gobernante, realmente son propiedad del Estado y una comisión de altos cortesanos son quienes realmente se encargan de dirigirlos y garantizar su adecuado mantenimiento.

Otras Noticias