INSPIRADOR

Lady Di y la bulimia: su sufrimiento, divorcio, determinación y el hombre que la salvó

Todos los hábitos alimenticios de Diana salieron a la luz.
sábado, 13 de febrero de 2021 · 17:44

Hablar sobre los trastornos alimenticios siempre resulta complicado para aquellos quienes lo sufrieron y más aun para las personas que se mantienen en constante lucha para superarlos. Si hoy en día se trata de un tema doloroso y complejo, en la década de los noventas el impacto fue mucho más contundente, tomando en cuenta que una de sus víctimas era ni más ni menos que Lady Di y cuya odisea fue de los temas infaltables que recreó la serie "The Crown".

Fue ella misma quien durante la polémica "Entrevista del Siglo" concedida al hoy cuestionado periodista británico Martin Bashir, desató en coloso mediático tras confesar el sufrimiento que padeció en los primeros años de fatídico matrimonio con el Príncipe Carlos, en los que la culpa y los atracones se convirtieron en su rueda del infortunio que en ocasiones llegó a poner en riesgo su vida y todo aquello por un odioso comentario que supuestamente le hiciera su esposo, sobre sus "llantitas" post embarazo.

En aquellos años, hubo algunas opiniones que destacaban en Lady Di su delgadez de forma alarmante, mientras que algunos solo destacaban su peso con ciertos tintes recargados de frivolidad excesiva, pero una vez separada del heredero al trono, fue su momento de mayor esplendor donde se la vio mejor que nunca. Esta bella transformación celebraba su libertad, y con ella su cuerpo logró sanar por completo.

Le costó algunos años a Lady Di superar la bulimia, pero desde que pudo liberarse de esta enfermedad no dio vuelta atrás: el ejercicio formó parte de su rutina diaria como cualquier hábito regular, pero una alimentación sana, balanceada y sin privaciones fue lo que realmente la salvó de recaer.

 

En aquellos años, se sabía lo que sucedía con Lady Di, pero nadie hablaba abiertamente de ello.

A 20 años del fallecimiento de la recordada Princesa, Darren McGrady, su chef personal escribió su libro "Comer regiamente: recetas y recuerdos de la cocina de un palacio" de 2017, en el que relataba el momento histórico en el que se encontraba la exconsorte en el año 1992, cuando se recién separaba del Principe Carlos y sus resoluciones a nivel alimenticio.

Por ejemplo, el experto dio a conocer que la cena habitual de Lady Di consistía en "patatas hervidas y claras de huevo con pimentón y pollo escalfado" con cierta predilección por los pimientos rellenos. Los platos vegetarianos solían ser de su predilección, mientras que en cuanto a las carnes rojas, de cerdos o de cacería, las comía solamente cuando se encontraba con invitados.

Por ello se dice que el "Vestido de la Venganza" fue tan icónico. Con él desterraba a la vieja Diana para convertirse en Lady Di.

Aunque ella llevaba una dieta bastante específica, también se permitía algunos "pecadillos", pues los dulces le encantaban. ¿Su favorito? El pudín de pan y mantequilla con pasas, del que apreciaba cada segundo de su preparación y se distraía viendo al chef prepararlo solo para ella.

En cuanto a sus hijos Guillermo y Harry, era muy comprensiva con su paladar infantil, por lo que no les prohibía de vez en cuando el consumo de pizzas o palitos de pescado que eran de sus favoritos, pero para no crear malas costumbres, junto con el Chef, Lady Di recurrió a un excelente método para motivarlos a comer variado: ¡preparar platos saludables con la apariencia de aquellos que más les gustaban! Método que por cierto, es parecido al que aplica Kate Middleton con sus nietos George, Charlotte y Louis.