De tal palo, tal astilla

El repudiable accionar del padre del Rey Juan Carlos cuando el Emérito era aún bebé

El Conde de Barcelona le heredó a su hijo sus manías.
jueves, 7 de enero de 2021 · 02:30

Siempre fue sabido que el Rey Juan Carlos heredó su pasión por la tauromaquia de su madre, María de las Mercedes, pero ahora surge una gran duda.

¿Cuál fue la herencia que Juan de Borbón le dejó al Emérito? Y, por raro que parezca, la respuesta es sencilla: la pasión por las mujeres, no hay duda alguna.

El Rey Juan Carlos es fanático de los toros gracias a su madre.

Es también de público conocimiento que el padre del Rey Felipe no fue, es ni será afín a quedarse con una sola mujer y, por lo visto, la Reina Sofía lo tiene bien claro.

Pero quien también sabía las aventuras de su marido era María de las Mercedes. Y fue “Juanito” el primero en sufrir un desdén por los amoríos de su padre.

El Rey Juan Carlos sufrió un gran desdén por parte de su padre.

Fue justo el día en el que el ex Rey nacía cuando el entonces Príncipe de Asturias dejó a su esposa embarazada, sabiendo que el parto era inminente y se trasladó a una finca con la sobrina del exembajador de Italia en Madrid.

Cuenta Pilar Eyre en su blog de “Lecturas” que corría el 4 de enero de 1938 cuando María de las Mercedes, extremadamente pasada de peso por tener a Juan Carlos I en su vientre, se sentaba junto a su suegro, el Rey Alfonso XIII en un cine del Trastevere.

El Conde de Barcelona vio a su hijo 24hs después de su llegada al mundo.

Bastante molesta y obesa, la condesa de Barcelona no pudo evitar quejarse durante toda la noche y, por eso, el Rey llevó a su nuera a que descanse, pero antes le hizo un pedido especial: “que sea niño esta vez”, sin saber que quien estaba por llegar era el padre de la Infanta Elena.

Fue entonces cuando la cuñada de María, la Princesa Beatriz la subió al auto y, a una velocidad inimaginable la llevaron al hospital, donde por fin llegó al mundo el hermano menor de la Infanta Pilar, quien se convertiría en el próximo heredero. Eso sí, solo con su madre, pues su padre seguía con la sobrina del exembajador.

Otras Noticias