América Latina

Bolivia en alerta por la detección de un nuevo virus similar al Ébola y de fácil contagio

Investigan las características de la enfermedad.
miércoles, 18 de noviembre de 2020 · 14:24

Luego de la experiencia que el mundo vive por consecuencia del coronavirus, cualquier otro tipo de circulación viral desconocida debe prender las alarmas de la comunidad científica. Por eso, el caso de Bolivia es para estudiar.

Si bien es prematuro pensar en un alto peligro para la sociedad de dicho país, los Investigadores de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos alertaron sobre el virus llamado Chapare.

Imagen ilustrativa.

En este sentido, lleva esta denominación por el lugar de Bolivia donde se registró por primera vez en 2004. Sin embargo, hasta el momento solo se podía contagiar por el contacto con la orina o excrementos de ratas.

Por el contrario, hubo un pequeño brote de cinco infectados, de lo que fallecieron tres, que se contagiaron de persona a persona. Por lo tanto, la peligrosidad y el alto índice de decesos preocupó a la comunidad científica.

Roedores trasmisores.

En tanto, según citó el portal de noticias RT, la Sociedad Americana de Medicina e Higiene Tropical (ASTMH) reveló que la trasmisión del virus en la nación latinoamericana fue en cadena.

Esto es: un agricultor de 65 años posiblemente se contagió al estar en contacto con roedores y luego le pasó la enfermedad a los médicos que lo atendieron. En sí, la línea de trasmisión llegó hasta cinco personas involucradas.

Estiman que no se podrá propagar con facilidad.

Por otro lado, respecto de los síntomas, el arenavirus puede causar fiebre, dolor de cabeza, malestar en los abdominales, sarpullido, insuficiencia orgánica y hemorragias. Es decir, el nuevo virus detectado en el país sudamericano es muy parecido al Ébola.

Asimismo, por ahora no existe un tratamiento específico para las complicaciones que genera. En cuanto a su propagación masiva, tanto en Bolivia como a nivel global, hay una buena noticia: los investigadores creen que es poco probable debido a que los roedores son vulnerables al calor y los desinfectantes.