Una realidad desigual

Mujeres africanas se reúnen para defender sus derechos y denuncian injusticias en las leyes

La cumbre contó con la presencia de líderes feministas del continente e invitadas de la política global.
sábado, 10 de octubre de 2020 · 10:16

El Comité de Enlace e Información de las Asociaciones de Mujeres de Chad (CELIAF, por sus siglas en francés) es una organización que tiene el objetivo de conglomerar a todas las mujeres que luchan por sus derechos en dicho país, con una perspectiva también para África.

En este sentido, la presidenta nacional de CELIAF, Clarisse Nehoudamadji Nailar, explicó que hay una brecha de raíz entre las costumbres patriarcales que repercuten en las legislaciones que luego se establecen en Chad y en el resto del continente.

Mujeres africanas organizadas.

Esta es una sociedad patriarcal, las prácticas tradicionales no escritas pesan sobre las leyes escritas y hay cosas que no podemos hacer.

De esta manera, participaron diferentes personalidades destacadas que citó Europa Press. Por ejemplo, la ministra para la Mujer del país, Amina Priscille Longoh, y la ministra española de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya.

Amina Priscille Longoh, ministra para la Mujer del país.

Asimismo, González Laya es la presidenta de turno de la Alianza Sahal, un plataforma estratégica en dicha región que integran Mauritania, Malí, Níger, Burkina Faso y Chad.

Vuestro combate es también el nuestro, en España. Hablamos de empoderamiento, pero esta palabra incluye la palabra poder y hay que ser muy lúcidos, no es una batalla amable, es una batalla por el poder y, en toda batalla por el poder, hay que organizarse y tener una estrategia.

Así se refirió la ministra española frente al resto de la audiencia. Por otro lado, algunos de los datos que grafican la desigualdad de género en África, que no escapan a la lógica mundial pero se potencia: una de cada cinco electores es mujer en Chad; 7,2 % es la tasa de natalidad por madre en Níger; 26 % de las niñas llegan a la escuela secundaria en zonas rurales.

Finalmente, una de las conclusiones a las que arribaron es la falta de información y comunicación con la que cuentan las mujeres en muchos territorios del continente. Entonces, las pocas herramientas con las que cuentan, es decir, derechos que las amparan, muchas veces son desconocidas.

Otras Noticias