Emocionante

Lucía Dominguín rompe en llanto tras recordar a Bimba Bosé y recibe el apoyo de Nacho Palau

Los hijos de la actriz la sorprenden en "La última cena" y la expareja de Miguel Bosé se muestra incondicional para ella.
viernes, 13 de agosto de 2021 · 11:40

Como la mayoría sabe, Lucía Dominguín es miembro de una de las sagas más famosas del país, aunque la más desconocida del clan Bosé, y está participando actualmente en "La última cena", plató de Telecinco conducido por Paz Padilla.

Hace unas horas el ciclo televisivo hizo llorar a la segunda hija de Lucía Bosé y Luis Miguel Dominguín con una grata sorpresa: sus tres hijos estaban conectados a través de una vídeollamada múltiple para apoyar a su madre.

Olfo, Palito y Jara se disponían a saludar a su progenitora cuando la emoción pudo más y la exesposa de Carlos Tristancho dejó caer sus lágrimas de alegría. "Es que son mi debilidad, pero esto no va de llorar, va de alegría", decía muy emocionada ella.

Tal y como podemos observar, la actriz nacida en Madrid confesaba que sus cuatro hijos son su mayor orgullo, recordemos que perdió a Bimba Bosé el pasado 23 de enero de 2017 a causa de un cáncer de mama, por lo que tres de ellos le animaban diciendo: "Tenemos una madre maravillosa y única" o "¡Por mi madre lo que haga falta!".

Las imágenes fueron muy conmovedoras, tanto que la presentadora de televisión se echaba a llorar con la participante del certamen y se fundían en un cálido abrazo. Luego, la artista de 63 años explicó frente a las cámaras de Mediaset España que por sus vástagos no se ha permitido "ni una lágrima ni una palabra mal puesta", dijo.

Pero eso no es todo. Cuando la exconcursante de "MasterChef Celebrity 5" expresaba que quería dejar el llanto, la conductora nacida en Cádiz le brindaba otra sorpresa que la cadena le tenía preparada: el mensaje de Nacho Palau. ¡Os tenéis que ver su reacción, dale play al vídeo!

No lo puedo quitar, es imposible. Mi hermano va a ser mi hermano toda la vida y le voy a querer incondicionalmente. 

Tras estas palabras, la empresaria madrileña confesaba que no apartará de su vida al escultor valenciano porque es como un hermano para ella, pues le conoce desde que él tenía 18 años y ha estado siempre para su familia.

Por último, el momento que quebró por completo a Lucía Dominguín fue el recordar a su hija fallecida, la modelo y cantante que partió de este mundo con 41 años. Rompió en llanto nada más mencionar el nombre de Bimba Bosé y Paz Padilla le resaltaba su increíble capacidad de amar.

La que más me enseñó ha sido Bimba con su partida, es la que me ha enseñado, ahí te das cuenta de que nacemos para morir, pero la muerte es un paso más allá, es la muerte de este físico, no de tu corazón, de tu alma, de tus amores, no sabría explicarlo.