VA DE NUEVO

Las pruebas que avalan las últimas expresiones de Rocío Carrasco y que hunden a Antonio David Flores

La empresaria continúa aportando datos en pos de limpiar su vapuleada imagen.
jueves, 6 de mayo de 2021 · 05:15

La segunda parte del capítulo nueve de la serie documental de Rocío Carrasco se ha puesto en el aire el pasado miércoles y allí nuevamente ha continuado la exposición de material jugoso que la tertuliana está utilizando para probar que todo lo que escuchamos decir a Antonio David Flores en los últimos veinte años es falso. Con anterioridad fuimos testigos del episodio más cruel de todos: el día en que Rocío Flores golpeó a su madre. Sin embargo la historia ha seguido avanzando y ahora hemos podido saber otro de los tópicos más controversiales de la historia.

Estamos haciendo referencia a los rumores en relación a que Fidel Albiac también habría ejercido violencia contra Rocío Carrasco. Mientras la expresentadora de televisión se encontraba al margen de los medios de comunicación, esa fue una versión que circuló bastante, principalmente alimentada por el exguardiacivil y su hija mayor. El tema llegó a tener tanta trascendencia que fue otro de los motivos por los que las partes se enfrentaron en sede judicial.

Fidel Albiac y Rocío Carrasco en el día de su boda.

A propósito de lo anterior es que la hija de “la más grande” ha decidido aportar las pruebas que le otorgó la justicia y que son los elementos que demuestran que su vínculo con Fidel no era el mismo al que mantenía anteriormente con Antonio David. Parece que su intento por librarse de la nube negra que tapaba su vida implica también la limpieza de la imagen de su actual marido, quien después de todo es quien la ha acompañado en los procesos más complicados de su vida.

“Como la mejor y su padre habían apuntado de forma clara y explícita la posible situación de maltrato que estaba viviendo la madre por parte de su pareja, se realizó la entrevista intentado observar aspectos que pudieran tener que ver con la sumisión, dependencia, de la progenitora. Pero el resultado de la observación en este aspecto, durante la larga entrevista mantenida se aleja totalmente de esos planteamientos. Ambos miembros de la pareja asumen una situación de igualdad, y respeto mutuo”, versa el informe oficial aportado por Rocío Carrasco. En esas líneas es posible percibir que la investigación se inició de oficio ante las supuestas alarmas presentadas por el entorno de Rociíto. Sin embargo no fue posible encontrar a Albiac responsable de ninguna situación que tuviera que ver con malos tratos o violencia de género, de hecho todo lo contrario.

Fidel Albiac y Rocío Carrasco en "El Rocío".

Lo antes relatado es bastante esclarecedor pero el informe aporta además otro elemento muy destacable que tiene que ver con el análisis que se hizo en forma paralela a la relación entre Antonio David y Olga Moreno, quienes en esa época ya eran una pareja sólida: “En la entrevista con la pareja del núcleo familiar paterno, quien lleva el peso de la contestación a las preguntas es el progenitor, interviniendo su esposa solo a requerimientos del padre, para apoyar sus argumentos, casi siempre referidos a la mala actuación de Rocío Carrasco en su ejercicio como madre”.

En este punto la justicia no solo parece haber respaldado a la heredera de Rocío Jurado sino que  ha colocado en una posición complicada a su exmarido. Según los examinadores es en el vínculo de él donde habrían observado algún patrón de condicionamiento sobre su pareja y algo que siempre ha sido evidente en su labor en televisión: la intención clara y constante de enjuiciar el rol de madre de Rocío Carrasco, algo que lo ha llevado a confrontar gravemente con colegas porque a decir verdad, nunca se destacó por los buenos modos.