Romeo y Julieta 2.0

La pista revelada por Lucía Bosé sobre sus sentimientos por Pablo Picasso que nadie supo detectar

La actriz contó en una entrevista a fines de los años 80, cuáles eran sus pensamientos sobre el pintor y lo que dijo fue más de lo que se imaginó en su momento.
martes, 18 de mayo de 2021 · 03:00

El vínculo entre Pablo Picasso y Lucía Bosé sigue siendo, hoy en día, de esas historias que despiertan fascinación como si hubiesen sucedido ayer. Lo cierto es que el hecho de que esta maravillosa dupla existiese, despertó en su momento todo tipo de especulación sobre los verdaderos sentimientos ocultos detrás de la actriz y el malagueño, fanático, como muchos sabían, de las mujeres.  

Picasso fue un amigo muy cercano de la familia Bosé.

Hoy en día, quizás, ambos se hayan reencontrado en otro plano, rememorando sus mejores años y construyendo nuevas memorias. De nuestra parte, en lo terrenal, nos quedan los archivos grabados y las entrevistas en las cuales Lucía Bosé se animó a decir en voz alta, aquellos sentimientos que el malagueño le suscitaba

Uno de estos ejemplos, son las entrevistas que a la artista se le realizaban durante la década del 80, en canales de importante renombre como Canal Sur. Fue precisamente, a fines de los 80 que, María Esperanza Sánchez, presentadora de “Adivina quién viene esta noche”, se animó a preguntarle a la actriz en una noche de verano, qué tipo de recuerdo albergaba la madre de los Dominguín en su corazón con respecto a Pablo Picasso. 

El pintor junto a los hijos de Lucía Bosé.

“En mi corazón está Picasso porque ha sido un hombre extraordinario. Le he conocido, le he tratado, ya no como pintor sino como persona y para mí es lo más extraordinario que he conocido” aseguró por aquel entonces, con brillo en los ojos, Lucía Bosé. La artista contó además que, cuando hablaba con él, el pintor solía invitarla a Francia para que fuera a hacerle compañía y le contase cómo iban las cosas en España. 

En propias palabras de la madre de Miguel Bosé, cuando llegaba a la casa del artista y le contaba los detalles españoles, él ya los conocía todos. “Me daba rabia” llegó a contarle a María Esperanza Sánchez, la actriz italiana. Al parecer, la excusa era para que le fuera a visitar y en tono de burla, Picasso solía contestarle que todo lo que su amiga le decía, ya lo sabía y que, si lo deseaba, él podía contarle lo que sucedía en tierras ibéricas. 

Sin duda alguna, la artista apreció siempre la posibilidad que tuvo (y la suerte, también) de haber conocido y tocado al genio. En sus propias palabras, también tuvo la misma dicha, de haber compartido espacios con otra gente igual de importante que el malagueño y todo, gracias al mundo en el que siempre se movió. Hoy en día, probablemente, quien lea estas palabras, piense lo mismo, pero a la inversa: “He tenido la suerte de conocer a Lucía Bosé”.