ARCHIVO

La cruda vida familiar de Camilo Sesto que se escondía detrás de su inmensa sonrisa

No todo es lo que parece.
sábado, 24 de abril de 2021 · 07:00

Camilo Sesto se hizo famoso y reconocido a partir de una canción bastante desgarradora, “Soledad en soledad”. Lo que pocos saben es que hacia el final de su agitada vida, lo que presagiaba en esta canción de su juventud terminaría por ser una dura y triste realidad para el famoso:

Las puertas de esta casa se han cerrado y solo por ti se abrirán. Soledad en soledad, te extraño más allá de los límites de la realidad.

Y es que pese a su fama y su riqueza, Camilo Sesto fue hasta el final de sus días un hombre difícil de llevar que no pudo sostener con firmeza ninguna de sus relaciones, especialmente las familiares, puesto que cuando partió de este mundo a los 72 años de edad, todos cuentan que estaba bastante solo.

Lo que pocas personas saben es que el cantante de “Vivir así es morir de amor” no estaba solo en este mundo, sino que tenía tres hermanos, todos hombres: Chelo, Eliseo y José (Pepe), siendo Eliseo el único de los tres con el cual el músico español mantenía algún tipo de relación, según se sabe.

Inclusive ahora, Eliseo es el único de los cuatro hermanos que continúa con vida. Se supo que pese a que habían pasado muchos años distanciados, cuando Eliseo visitó a su famoso hermano en Alcoy para presenciar un homenaje que le estaban haciendo, comenzó una relación nueva entre los dos pues terminaron por acercarse y ser más unidos.

A pesar de todo, los pocos registros que hay sobre la vida familiar de Camilo Sesto indican que el músico era sumamente apegado a sus padres, al punto de que conservó cerca suyo sus alianzas de boda aún muchísimos años después de su fallecimiento. Lamentablemente el caso no fue igual para la relación con sus hermanos.