Paradero desconocido

La vuelta de Isabel Pantoja reavivó las dudas sobre el dinero de la casa en Miami de Paquirri

La venta del inmueble habría sido en 1990 pero a día de hoy, se desconoce si Francisco, Cayetano y Kiko Rivera recibieron la parte de la venta que les correspondía.
jueves, 22 de abril de 2021 · 06:45

Con motivo de volver a trabajar y sin pronunciar el nombre de su hijo, ha vuelto después de 8 meses, Isabel Pantoja. La tonadillera se hizo presente en el aeropuerto de Jeréz, donde fueron tomadas las primeras fotos, tras el famoso aislamiento en Cantora que la cantante se autoimpuso, después de que Kiko Rivera, hablase sobre ella en aquel ya mítico, “Sábado Deluxe”.

Isabel Pantoja ayer en el Aeropuerto de Jeréz.

Sin mediar palabra sobre el DJ y con las ganas de volver a trabajar a tope, Isabel Pantoja hizo caso omiso del tema por el que toda España se está preguntando: ¿qué pasó realmente con la herencia de Paquirri? Y es que, pese a que ahora Rocío Carrasco ha tomado protagonismo en la prensa del corazón, muchos aún desean saber, cómo sigue el litigio de los Rivera con la trianera.

Recientemente, nueva información sobre la herencia del torero ha salido a la luz y al parecer, podría comprometer a la Pantoja aún más. Fue la revista “Diez Minutos” la que se encargó de averiguar, qué fue lo que sucedió con la famosa mansión en Miami del diestro. Y es que al fallecer este, las propiedades que poseía en Latinoamérica fueron parte más que importante, dentro de la disputa por su testamento.

Casa de Paquirri en Miami.

Si bien durante mucho tiempo se creyó que la casa estadounidense, se encontraba en Ft. Lauderdele, hoy se sabe que la misma se sitúa en la exclusiva zonza de Bayshore, Dr. Keystone. El inmueble fue construido en 1958, tiene embarcadero propio, 1.490 m2 y una vivienda de 280 m2. Cuenta además con cinco habitaciones, cinco baños, cocina, salón, comedor, piscina privada y garaje para dos coches. Si bien fue adquirida en 1983, hoy en día se estima que su valor es de más de 1 millón de euros.

El dato clave de la mansión de Paquirri en Miami es que la misma, se encontraba a nombre de Salvador Salvatierra, el testaferro de Rivera en Latinoamérica. Esto significó que, al morir el torero, Isabel Pantoja le pidió al venezolano que vendiese la casa, para poder repartirle el dinero, a los hijos del torero. La venta se vuelve efectiva en 1990. De ahí, se entiende que Salvatierra entregó el dinero de la venta a la viuda, para que esta pudiese cumplir la voluntad del fallecido: heredarle todo a sus hijos, y nada a su exmujer, Carmina Ordóñez.

La cantante será jurado en un nuevo talent show.

Sin embargo, como otros datos aportados por Kiko Rivera en estos últimos 8 meses, sobre el dinero se cierne una sombra de incertidumbre. Al parecer, Francisco y Cayetano Rivera jamás habrían recibido la ganancia de aquella venta. El DJ, tampoco. A nada de aparecer nuevamente en el plano mediático por su participación en “Top Star: ¿Cuánto vale una voz?”, Isabel Pantoja mantiene el silencio. ¿Cuánto tiempo más podrá seguir sosteniéndolo?

Otras Noticias