REDES

Lolita Flores volvió a ser una niña pequeña gracias a un momento mágico

La celebridad compartió un momento privado.
domingo, 11 de abril de 2021 · 04:00

Dicen que lo que se hereda no se hurta, y este es el caso de la famosa Lolita Flores que heredó de su familia la tradición de ser una gran artista y una mujer muy activa que produce contenido propio como toda una profesional  que se ha ganado el corazón de sus fanáticos y fanáticas en distintos puntos del mundo, en donde tiene sus club de fans.

Y es que la hija de Lola Flores es una actriz de voz y sangre gitana que cuenta con una versatilidad tan importante que además de ser una famosa artista, también participa en algunos programas de entretenimiento en donde aporta con sus despreocupadas historias sobre la vida.

Evidentemente con una vida tan activa y agitada como la que tiene la hermana de Rosario Flores, es de esperarse que le cuesta bastante tomarse un tiempo para desprenderse de todos los compromisos y centrarse un poco en ella misma, pero ahora ha dejado ver en las redes sociales como siempre hay tiempo para todo.

En un gran jardín que está tapado en arboles de cítricos con todo el aspecto de ser ese jardín de tesoros gigante que siempre había en casa de los abuelos, sobre una hamaca sencilla que cuelga de un árbol y su melena totalmente desordenada, Lolita Flores ha vuelto a convertirse por unas horas de su vida en una niña chiquita:

Días de volver a ser niña, de subirte a un columpio de soñar , de querer volar y volver.

Recordemos que hace tan solo días, Lolita Flores emocionaba a todos con una historia que ha decidido contar en la despedida de “La noche D”, el divertido programa que conducía Danin Rovira hasta hace algunas semanas cuando se ha tomado su receso. Aqui la famosa que adora contar situaciones que se vivieron en su casa de la infancia recordó un divertido momento.

Y es que la hermana de Antonio Flores siempre habla de la cantidad de famosos que pasaron por su casa infantil, ya que tanto su mamá Lola como su padre Antonio Gonzáles. En más de una ocasión, su padre que conocía que ella no disfrutaba mucho de la escuela, le ofrecía una propuesta para faltar, en caso de animarse a cantar para él y para Paco de Lucía mientras pasaban el rato en el jardín:

Yo decía que tenía que ir al cole, y él me respondía "Bueno, si me cantas no vas".