LA OTRA CARA

Los secretos ocultos de “Mecano”: competencia desleal, enigmas y fama a un precio altísimo

Detrás de la historia de éxito de la célebre banda existen también algunos detalles que están vedados y que de haber sido públicos oportunamente, habrían terminado con todas sus perspectivas de futuro.
jueves, 18 de febrero de 2021 · 06:15

Si tuviéramos que mencionar a las bandas pop más emblemáticas de los últimos tiempos y de origen español, seguramente coincidiríamos en pensar que “Mecano” ocupa el podio de cualquier lista, por lo menos de aquellas diseñadas por quienes hoy tienen más de treinta años. Sin lugar a dudas el grupo musical hizo historia por haber estado muy bien asesorados pero también porque gozaban de un talento que derivó en que sus composiciones resultasen absolutamente inconfundibles, algo bastante complicado de conseguir si consideramos que en aquella época no existía la tecnología actual y cada cosa nueva era producto del absoluto ingenio de quien pusiera empeño en ello.

Hace algunos días repasábamos la vez que “Mecano” la pasó feo en Operación Triunfo por no acceder a modificar una estrofa de una canción muy emblemática suya, por otra que sonara menos homofóbica a la luz de los nuevos tiempos. Pero lamentablemente ese ha sido solamente un ejemplo de algunas de las peripecias que han tenido que atravesar y de hecho quizás la vez que el conjunto se mostró más sólido en su decisión. Lamentablemente hubo oportunidades previas para el escándalo, la competencia interna y los secretos y quizás todo eso fue creando el caldo de cultivo para la disolución que vino luego.

La realidad es que “Mecano” ha disfrutado de un éxito descomunal y eso ha significado que personalidades de mucho renombre tuvieran la posibilidad de compartir momentos íntimos con ellos. En este sentido quizás uno de las personas que más conoce al grupo musical es Javier Adraos, un hombre que comenzó siendo fanático y seguidor y con el tiempo se convirtió en amigo. Hace no mucho tiempo escribió un libro en el que pretendía contar la historia de la banda desde su perspectiva de amigo de los protagonistas pero su profesionalismo hizo que no pudiera eludir algunos temas ríspidos como el motivo de la ruptura, la relación entre los hermanos y otros asuntos.

Siempre se ha hablado acerca de que entre José María y Nacho Cano ha existido una rivalidad innata y en relación a eso Javier fue contundente: “Entre ellos había una competencia atípica, desde luego. Mecano es la historia de dos hermanos enfrentados entre sí para ver quién conseguía la mejor canción y llegó un momento en que esa competencia ya no la podían soportar”, aseguraba en una entrevista a “Los40” y también expresaba que en esa lucha interna Ana Tarroja era quien oficiaba de mediadora. Pero sucedió que cuando el grupo se tomó un descanso y entonces la vocalista no estaba presente para calmar las aguas, cada uno tomó rumbos tan dispares que luego ya no pudieron unificarse jamás.

Pero lamentablemente la rivalidad no era solamente algo que sucedía en la raíz de los integrantes de “Mecano” y quizás al no poder resolver esas diferencias, trasladaban sus conflictos al exterior. Exactamente eso es lo que sucedió con “Alaska y Dinarama” el conjunto contemporáneo a ellos con el que siempre rivalizaron pero que también les sirvió (según el citado autor) para afianzar más su identidad de cara a la competencia. Lo cierto es que ambos grupos musicales tenían orígenes completamente antagónicos y eso obviamente derivaba en algunas disputas. Tarroja y los Cano surgieron de los colegios bien acomodados de Madrid mientras que sus adversarios eran una pandilla de amigos; los primeros arrancaron directamente tocando bajo la firma de empresas multinacionales y los segundos se hicieron la fama en los escenarios del underground. Entre ellos había cierta tirantez estética y de estilo pero muchos aseguran que también tuvieron sus buenos rifirrafes cuando las luces se apagaban.

Lamentablemente la diferencia de perspectivas derivó en que “Mecano” viera su final luego de la gira del año 1992 en la que Ana Tarroja confesó haberse sentido fatal. Aparentemente lo que sucedió es que ya Nacho y José tenían miradas diametralmente opuestas de absolutamente todo y ella ya no podía estar conciliando como si de una madre se tratara. Por supuesto, a eso hay que sumarle las enormes presiones que deben haber tenido en relación a no abandonar los conciertos porque tenían por delante un contrato que habían firmado con una empresa que no podía perderlos. “En los conciertos era horrible. A Nacho le gustaba la parafernalia y José la veía ridícula; yo intentaba convencer al uno por encargo del otro de cómo hacer las cosas. Luego se cabreaba y al final me llevaba yo los retos”, expresó Tarroja en alguna oportunidad.

De todas maneras es evidente que mientras funcionaron, “Mecano” no hizo las cosas tan mal porque han pasado muchos años desde que decidieron separarse y si hoy nos ponemos en plan de Karaoke seguramente sus canciones más sonadas serán las que más aparezcan y las que todos podremos seguir sin fallos. Hoy es casi imposible imaginar un regreso en conjunto pero por suerte para eso existen la gran cantidad de plataformas digitales con las que podemos deleitarnos con su arte cada vez que nos apetezca.

Otras Noticias