Judicial

Vox defiende la presunción de inocencia de algunos dirigentes del PP en Kitchen

La formación de Abascal se diferenció de las fuertes críticas del PSOE, Podemos y Ciudadanos.
jueves, 3 de junio de 2021 · 04:00

Este miércoles, la causa Kitchen avanzó considerablemente por la resolución sobre María Dolores de Cospedal. El juez de instrucción la encuentra culpable por los delitos relacionados con el espionaje de Luis Bárcenas y sorprende el grado de su imputación por el puesto de secretaria del PP que antes mantenía. Por ello, Vox definió el hecho como una verdadera lección para el sistema bipartidista.

La formación de Santiago Abascal respeta completamente la decisión del tribunal, así como también su portavoz se mostró afín a la presunción de inocencia. Muchos dirigentes siguen involucrados en la famosa trama: hasta el propio expresidente, Mariano Rajoy, está cada día más complicado por la última declaración de Villarejo en el Congreso. Por este motivo, los partidos opuestos a la sede de Génova tratan de aprovechar el mal momento. Se pronunciaron desde el PSOE hasta Ciudadanos, donde Edmundo Bal recordó la paradoja de tratarse de un caso de corrupción que buscaba encubrir a otro.

Se pone de manifiesto cómo se ha pastoreado por parte de los dos grandes partidos la política nacional en los últimos 40 años.

Jorge Buxadé compareció para los militantes del partido de derecha en una jornada difícil para sus más cercanos. Si bien condenó a la formación conservadora, también añadió que sus dirigentes todavía tienen garantías del debido proceso que los populares “no respetan” en los casos de delitos de género, según Europa Press. Distinto es el caso de los socios de coalición que, en el caso de Podemos, aseguran que estas tramas de corrupción “todavía no cesaron”.

Ione Belarra fue una de las ministras que definieron el caso Kitchen como un emblema de “gobernanza” por parte del PP. De acuerdo a El Mundo, exige que cesen sus alusiones a “la patria”, en momentos donde la organización sistemática del Ministerio de Interior de Fernández Díaz se está relacionando más a la sede de Génova. Por el lado del otro socio de coalición, Ander Gil también se pronunció en contra. Tras la fuerte exposición de la referente de los diputados socialista (Adriana Lastra), el senador puso bajo la mira a Pablo Casado. Según Europa Press, el dirigente señala que debe suspender a Cospedal como consecuencia de la imputación.

Debería dar la cara porque no es un recién llegado precisamente.

La referencia de Gil tiene que ver con la posible relación política que habría tenido el líder de la oposición con Cospedal, pues habrían sido cercanos cuando Casado mantenía un puesto en Nuevas Generaciones del PP. Solo Edmundo Bal se refirió al contenido de la causa que, en pocas palabras, resume como “corrupción al cuadrado”, de acuerdo a La Vanguardia. Recordó que “no será suave”, en este caso, por su pasado y por el hecho de utilizarse los instrumentos estatales para encubrir un hecho de corrupción como la Caja B. De este modo, solo Vox ha quedado como aliado parcial de los populares. Buxadé lo demostró en representación de su partido, aunque hoy Macarena Olona haya realizado una curiosa denuncia al respecto. Según “Huffington Post”, la andaluza acusó a un diputado conservador (no identificado) de amenazarla. “Los compañeros de ERC lo vieron”, aseguró en medio de esta tensa jornada.