Judicial

Descartan una denuncia de Irene Montero contra un periodista justificando su libertad de expresión

El fallo defiende que está permitido el “sarcasmo” en la actividad periodística.
viernes, 21 de mayo de 2021 · 19:38

Irene Montero es una de las ministras más cuestionadas del Gobierno, tanto por el Ministerio de Igualdad, como también por su postura siempre combativa contra los partidos de derecha. Entre los recursos judiciales que la dirigente ha enviado contra sus críticos, hoy recibió una respuesta desfavorable para el caso de Jiménez Losantos.

La funcionaria denunció al periodista por vulnerar su honor al descalificarla por ser “novia del amo Iglesias”, pero el Tribunal Supremo lo descarta. El fallo defiende la libertad de expresión del reportero e ignora el carácter “machista” que suele señalar la podemita. Trata de liderar las denuncias de este tipo desde su cartera nacional, justamente en los últimos días en los casos graves de agresiones de género. Hoy llamó a un análisis nacional, preguntando cuál puede ser el fallido mensaje que está brindando el Estado.

El sarcasmo, la crítica humorística, la sátira política, están también amparados por la libertad de expresión en una sociedad democrática

La editorial contra la ministra fue realizada mientras era diputada, por sus declaraciones en la moción de censura contra Rajoy.

Como precisa “Libertad Digital”, el máximo tribunal asegura que calificar a Irene Montero de “Pablenina” y otros términos que pueden resultarle “hirientes”, no son constitutivos de delito. Resumen que se trata de “apelativos sarcásticos” amparados bajo la libertad de expresión del periodista. La prensa ha estado siempre bajo la mira de Podemos, al acusar una campaña de “desprestigio” contra la formación. El mal vínculo lo admiten varios profesionales de comunicación, como el histórico Carlos Alsina, que reveló que Pablo Iglesias y su pareja prometieron nunca visitar su programa.

El periodista añadió en una entrevista reciente que el partido morado no sería el único que trata de evitarlo: también Vox lo tiene bajo la mira por algunas expresiones que descontentaron, según “Público”. Pero en lo referido a la ministra de Igualdad, trata de evitar las presentaciones públicas con la prensa en otros temas como los referidos a sus políticas. Hace poco evitó debatir en el programa “Horizonte” sobre la utilización del lenguaje inclusivo, según “Periodista Digital”, en una nueva muestra de distancias. El fallo contra Jiménez Losantos era esperado, puesto que el afectado en su defensa aseguró que la funcionaria había utilizado expresiones “agresivas” en su comparecencia.

El revés judicial también toma la jurisprudencia del TEDH sobre la libertad de expresión.

Puede recurrir a una cierta dosis de exageración, incluso de provocación, esto es, ser un poco inmoderado en sus expresiones

El Tribunal Supremo abre la puerta a cierto comportamiento “inmoderado”, pero lo justifica dentro de la libertad de expresar o comunicar del periodista, según añade “El Mundo”. El pedido de indemnización de 3.000 euros queda desestimado en esta última instancia judicial. El damnificado celebró el fallo reivindicando su referencia al “comunismo” de Iglesias, pero no se arrepiente de lo dicho a Irene Montero. La ministra no se refirió a la resolución judicial sino que continuó su agenda dirigida a la emergencia del protocolo contra las agresiones machistas. Esta semana se lamentaron cinco fallecimientos que retrasan la lucha por la igualdad, y en efecto, la funcionaria selló su compromiso con las víctimas a partir de un pacto de Estado que no se está cumpliendo, según “El Periódico”.

Otras Noticias