Política

Pablo Casado busca la fusión con Ciudadanos

El líder del PP intenta quebrar la resistencia de Inés Arrimadas.
viernes, 19 de febrero de 2021 · 12:22

El Partido Popular y Ciudadanos han quedado malheridos luego del desplome sufrido en las elecciones catalanas, con sus líderes bajo severas críticas internas, y con el futuro de incertidumbre. Ante el desafío de una refundación, Pablo Casado se ha puesto como objetivo absorber al partido naranja. 

Los primeros movimientos de esta maniobra del PP han sido rechazados abiertamente por la titular de C´s, Inés Arrimadas, quien ha acusado al líder popular de hacer correr este planteo de fusión como “una cortina de humo” para tapar rápidamente el catastrófico fracaso electoral y los nubarrones judiciales que acechan a la formación conservadora. 

En sus declaraciones en Cadena Ser, Arrimadas ha aprovechado para enviar un reproche hacia Casado, recordando que para las elecciones en Cataluña, «donde sí era necesario» juntarse, los populares se negaron a conformar un frente “constitucionalista”, y se ha mostrado contundente respecto a las distintas características de las formaciones. 

Arrimadas ha reprochado a Pablo  Casado que cuando le propusó  juntarse para las elecciones catalanas, él se negó.

Somos dos partidos diferentes, con ideologías diferentes. Incluso en Europa estamos en dos grupos diferentes, nosotros en el de los liberales y ellos, en el de los conservadores.

Pero Pablo Casado ya ha movido ficha para impulsar la OPA del PP a Ciudadanos, y ha tendido sus redes para pescar en el río revuelto de los naranjas, donde se multiplican las voces de disidencia hacia la gestión de la dirección partidaria. 

De hecho, para las elecciones del 14-F el Partido Popular había logrado el fichaje de Lorena Roldán, ex portavoz de C´s, que ha logrado un escaño en el Parlamento, ingresado como número dos de la lista del PP catalán. 

Albert Rivera es la pieza clave que tiene Pablo Casado para lograr su objetivo.

Pero en esta jugada del líder popular para iniciar el proceso de fusión hay una pieza clave: Albert Rivera. El ex presidente de Ciudadanos, ya ha tendido puentes firmes hacia la cúpula del PP, y se imagina como el intermediario privilegiado para el pase de dirigentes liberales hacia la formación de Casado. 

"La fusión con el PP es imposible, cada uno tiene idearios distintos y soluciones distintas", ha manifestado el portavoz naranja Edmundo Bal, intentando contener la arremetida de Pablo Casado. Y también ha señalado con astucia hacia Rivera: "Albert fue honesto el 10N, decidió que se iba de la política y dijo que no quería tutelar a Ciudadanos ni ser un jarrón chino y estoy convencido de que no faltará a su palabra porque nunca falta a su palabra".

Otras Noticias