Monarquía

Calvo propone reformar los privilegios judiciales del Rey, pero el PP lo rechaza

La vicepresidenta aclaró los partidos exentos para debatirlo.
jueves, 14 de enero de 2021 · 07:00

Este miércoles, la Monarquía abrió nuevamente las diferencias entre el PSOE y Podemos. El rechazo de la Mesa del Congreso para tratar la comisión de investigación generó críticas, que Carmen Calvo capitalizó y prevé una reforma particular sobre el Rey Felipe.

La vicepresidenta del PSOE tiene en cuenta los privilegios judiciales del Jefe de Estado, por lo que propuso una reforma constitucional que el Partido Popular rechazó. Se trata de un asunto polémico por la “inmunidad” en las investigaciones sobre el Rey Juan Carlos.

La vicepresidenta Calvo propone una reforma sobre la Corona española para conceder algunas mociones a sus socios.

No vamos a tocar la Constitución

Europa Press revela las primeras reacciones de la sede de Génova. Pablo Casado y sus partidarios han sido los grandes defensores de la Casa Real en 2020 cuando la causa AVE La Meca llevó al padre de Felipe VI al exilio. Pero Calvo aceptaría algunos cambios.

El Rey Emérito tiene tres líneas de investigación judicial abiertas.

En su entrevista al canal 24 horas, la dirigente del PSOE manifestó que la reforma tendría lugar “solo con el apoyo y consenso” mayoritario, pero sin Podemos ni los independentistas. Estos quieren cambiar la Monarquía por una República, hecho que la sede de Ferraz descarta.

Es una reforma que requiere también la reflexión y la pausa.

Los populares solo expresaron su consentimiento para realizar reformas en favor del Rey.

Los problemas judiciales de Juan Carlos I dieron lugar a estos pronunciamientos, y a la contrariedad sobre el artículo 56.3 de la Constitución, que mantiene exento al Jefe de Estado de responsabilidad penal. Calvo y Pedro Sánchez quieren reformar este punto, según Europa Press.

Los líderes del PSOE coinciden en que se trata de “adaptar” la figura del Rey a estos tiempos. La reforma en cuestión requiere de 3/5 de los votos del Congreso, pero no sería apoyada por el PP ni Vox, quienes reúnen más de las dos quintas partes (140 escaños).