Crisis económica

Más de medio millón de parados podrían verse beneficiados

Ultiman detalles de la importante suma.
martes, 11 de agosto de 2020 · 06:30

El Ministerio de Trabajo, los sindicatos y los empresarios están negociando un subsidio extraordinario para los desempleados que hayan cesado su prestación contributiva o el subsidio entre el 14 de marzo y el 30 de septiembre. El pacto se está elaborando en conjunto, y llegaría a unos 550.000 desempleados

Consiste en una ayuda de 430 euros mensuales para cobrar durante tres meses. La segunda parte del trato traería aparejada la mejora en la forma del cálculo de la prestación de afectados por Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) que trabajan a tiempo parcial. En este caso puntual, la cifra de beneficiarios parados llega a 150.000.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, negocia con los sindicatos y sectores empresariales.

Los afectados por ERTE tienen una ayuda extraordinaria que no les resta derechos del seguro de desempleo que acumularon, pero los cálculos habrían quedado atrasados. Los sindicatos utilizaron este argumento en las mesas de negociación de los ERTE. Pasó desapercibido hasta que se trató la última prórroga.

En el decreto que estableció la prolongación de estos hasta el 30 de septiembre, se incluyó una cláusula o disposición adicional que obligaba al Ministerio de Trabajo, “a la mayor brevedad posible”, a reunir a CC OO, UGT, CEOE y Cepyme para buscar “posibles soluciones al consumo durante el estado de alarma de las prestaciones y subsidios por desempleo de personas no afectadas por expedientes de regulación temporal de empleo”. 

La tasa de desempleo está en alza tras años de caída.

En el mismo punto se pide “tratar las cuestiones relacionadas con la prestación por desempleo reconocida durante los expedientes de regulación temporal de empleo derivados de la covid-19 a las personas con varios contratos a tiempo parcial”. Justamente en las últimas semanas se han estado negociando esas “soluciones”.

Fueron los sindicatos los que estiman que los beneficiarios potenciales serían unos 550.000 parados. Por lo tanto, si el acuerdo se cumple con dicho cálculo preliminar y todos son alcanzados con la ayuda durante el trimestre, el costo total sería de unos 710 millones.

El Ministerio de Trabajo deberá actualizar también el cálculo de los ERTE.

“Está casi todo. Solo estamos a la espera de recibir la redacción para ver cómo se concreta lo que hemos hablado”, resume un vocero.

Por el lado de los beneficiarios por ERTE, que trabajan a tiempo parcial, la metodología que se empleaba para calcular las prestaciones de estos trabajadores les reconocía ayudas menores que a aquellos con un empleo a jornada completa. Por ello, Trabajo recalculará las prestaciones de estos trabajadores y los tratará de equilibrar en un solo pago por el dinero que hayan dejado de percibir.

Otras Noticias