Memoria

El inventario que los Franco querían expoliar del Pazo de Meirás

El valioso tesoro dentro de la propiedad que la familia del dictador ocupó por más de 80 años.
martes, 8 de diciembre de 2020 · 12:11

Ante la inminente entrega del Pazo de Meirás ordenada por la Justicia, la familia Franco intentó trasladar el contenido de la emblemática propiedad que ocuparon por más de 80 años, en más de 50 camiones que habrían contratado para la mudanza.

Sin embargo, en un nuevo revés para los herederos del dictador, la Fiscalía resolvió que el contenido de la simbólica propiedad también tendría que ser devuelto al Estado, quien encargó un inventario que además fue ordenado por el juzgado número uno de La Coruña.

Los herederos de Franco pretendían sacar todo el contenido del Pazo de Meirás.

El inventario del Pazo que empezó a realizarse el pasado 11 de noviembre, por los técnicos de la Consellería de Cultura, Educación y la Universidade, tuvo que hacerse con mucha rapidez ya que la fecha de entrega es este jueves 10 de diciembre.

Lo encontrado dentro del famoso inmueble es un valioso tesoro compuesto entre otros, por mobiliario de la familia real, alfombras y tapizados de gran valor, libros y las famosas estatuas de Isaac y Abraham, del Mestre Mateo.

Los técnicos tomaron mas de 1.120 fotografías y realizaron 80 vídeos.

Ante la premura de los tiempos, los técnicos que realizaron el inventario de la polémica propiedad, tomaron más 1.120 fotografías y realizaron 80 vídeos para poder documentar los bienes que a su entender, tienen que ser analizados minuciosamente para poder establecer su valor real. 

El informe final consta de 163 páginas, donde se describen los 81 elementos que se encuentran en el exterior del inmueble, que incluyen un escudo ducado de Franco y escudos de otras familias, un cruceiro, esculturas de piedra de San Pablo o San Andrés, composiciones de labra heráldica y pilas bautismales.

Carmen Polo con varios de sus nietos y bisnietos en la entrada del Pazo de Meirás.

En el interior de la propiedad que ahora pasará a manos del Estado se encontraron 616 piezas que además de las obras de arte antes mencionadas, incluyen objetos como lámparas, camas, trofeos de caza, un nacimiento napolitano en urna, butacas de madera tallada, así como una pila de agua bendita.

Dentro de los muebles históricos de carácter institucional, registrados en el informe de Patrimonio Nacional, se detallan varias piezas “que hacen sospechar que podrían tener su origen en las Colecciones Reales Españolas", como la mesa vitrina que formó parte de la sala de música de la reina Victoria Eugenia en el Palacio Real de Madrid.