Justicia

El Supremo revoca el tercer grado de los presos del procés

El alto tribunal considera que se trata de una medida prematura.
viernes, 4 de diciembre de 2020 · 10:35

El Tribunal Supremo ha revocado el tercer grado a los nueve presos de la causa del procés que había sido concedido por el departament de Justícia de la Generalitat, tras considerarlo una medida prematura.

El alto tribunal ha anulado también la aplicación del artículo 100.2 del reglamento penitenciario, por el que se les permitían salidas a diario para hacer voluntariado, trabajar o cuidar de familiares.

El TS ha revocado el tercer grado a los nueve presos del procés.

El Supremo considera “prematuro” que los presos puedan poseer ya del tercer grado y señalan que es necesario que transcurra más tiempo para poder evaluar la evolución del interno, en especial en los casos de condenas largas, que en estos casos no se han cumplido ni en una cuarta parte.

La Sala  decide por lo tanto que los presos deberán continuar en segundo grado, al estimar los recursos de apelación presentados por la Fiscalía en contra del tercer grado penitenciario que había sido concedido por la Generalitat y después ratificado por los juzgados de vigilancia penitenciaria.  

Carme Forcadell y Dolors Bassa son las afectadas con esta decisión del TS.

Los magistrados del TS consideran que la Generalitat ha querido otorgar un “tratamiento penitenciario privilegiado” a los líderes del procés, cuyo futuro seguirá en manos del Supremo hasta que se tramiten los indultos y se debate la reforma del Código Penal en lo concerniente al delito de sedición.

Esta decisión del máximo tribunal afecta principalmente a Carme Forcadell y Dolors Bassa que no podrán mantener las salidas de las que gozaron los últimos meses en virtud del tercer grado. Los otros siete presos ya no tenían acceso a estas salidas.

Junqueras junto a otros de los presos por el 1-O.

El tribunal que ha revocado el tercer grado a los líderes del procés está conformado por los magistrados Manuel Marchena, Andrés Martínez Arrieta, Juan Ramón Berdugo, Antonio del Moral, Andrés Palomo y Ana Ferrer.

Los autos de los magistrados añaden que “ninguno de los acusados en este procedimiento ha sido condenado por perseguir la independencia de Catalunya. Las ideas de reforma, incluso ruptura, del sistema constitucional no son, desde luego, delictivas. Su legitimidad es incuestionable, está fuera de cualquier duda”.